La política pasa en Facebook no en Twitter


Hace algunos años, los expertos en redes sociales afirmaban que Facebook era para establecer relaciones personales, con amigos, familia y compañeros de trabajo y que Twitter era para informarse y saber de política. Hay una diferencia cierta y clara entre Facebook y Twitter, la instantaneidad, el algoritmo de Twitter, permite que tu Timeline se alimente cuando las cuentas que sigues tuitean, mientras que el de Facebook lo hace de acuerdo a tus preferencias, al contenido más compartido de las cuentas que sigues y con las que más interactúas, aunque Twitter ya también hace lo mismo.

Muchos de los consultores en política en sus inicios, menospreciaron Facebook. Algunos siguen afirmando que la República Tuitera es la comunidad activista y política en redes sociales, que Twitter marca agenda en política y que los actores políticos en redes sociales se comunican e interactúan en Twitter. Eso es falso.

Twitter es una herramienta terciara en la estrategia digital, Facebook, en política genera más discusión, más engagment y más fidelidad hacia los políticos, permite sentir el pulso real de la ciudadanía respecto a la opinión de temas. Los números hablan por sí solos. Pedro Kumamoto, fue el primer candidato independiente en ser electo como diputado local en Jalisco, fue una campaña disruptiva que se construyó, gran parte en las redes sociales. Aunque su victoria puede entenderse por otros factores sociopolíticos, Kumamoto entendió una cosa: la discusión política pasa en Facebook.

Pedro Kumamoto lanzó un tuit el 18 de abril, compartiendo un artículo que escribió sobre Duarte y las redes de corrupción. El tuit se compartió 1, 870 veces y tuvo 2 mil 24 me gusta. El mismo artículo en Facebook se compartió 8 mil 3 veces y tuvo más de 15 mil me gusta. La diferencia es abismal, un actor político es reconocido en Facebook y no en Twitter, la estrategia digital en la política debe pensarse alrededor de Facebook y no en Twitter, los mensajes deben lanzarse en Facebook y no en Twitter, deben contenerse mensajes negativos surgidos en Facebook y no en Twitter.

La conversación política en la era de las redes sociales está pasando en Facebook, es algo que todos

debemos entender.

Previous Guía para leer encuestas
Next El Político - José Martínez Ruiz, Azorín

No Comment

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *